Logo-TennisLife

La pasada edición del Abierto Mexicano de Tenis en Acapulco centró sus miradas en la sorpresiva actuación de la mexicana Renata Zarazúa, quien hizo historia al convertirse en la primera raqueta nacional en llegar hasta ronda de semifinales. Sin embargo, en otra cancha y casi al mismo tiempo, otra mexicana escribía su propia historia dentro del torneo de dobles.

La dupla conformada por la mexicana Giuliana Olmos y la estadounidense Desirae Krawczyk cobraron revancha un año después de caer en la misma final al vencer a la ucraniana Kateryna Bondarenko y a la canadiense Sharon Fichman por parciales de 6-3 y 7-6(5) en una hora con 33 minutos.

El título obtenido en Acapulco impulsó a Olmos al puesto 67 del ranking de dobles en WTA y a Krawczyk al 37, además de que representó el segundo título de esta dupla tras el obtenido el 16 de junio del 2019 en el Natural Valley Open.

Al consagrarse en Acapulco, Olmos agregó su nombre junto al de Leo Lavalle como únicos tenistas mexicanos que han logrado triunfar en el Abierto Mexicano. En 1993 y 1995, Lavalle conquistó el título de dobles haciendo dupla junto al brasileño Jaime Oncins y el argentino Javier Frana, respectivamente.

Tras la conquista del AMT, Olmos y Krawczyk se dirigieron a Monterrey para participar en el Abierto GNP con el objetivo de repetir lo logrado en Acapulco, pero fueron derrotadas en una revencha casi inmediata por Bondarenko y Finchman en ronda de cuartos.

No obstante, la derrota de las campeonas de Acapulco ponto pasó a segundo término cuando durante esos mismos días, Indian Wells anunció la cancelación del evento ante el brote de la pandemia del COVID-19.

Contactada por TennisLife Magazine México, Giuliana Olmos nos concedió una entrevista exclusiva sobre su presente tenístico y la situación que afectó al tenis mundial como nunca antes se había visto.

Después de las finales de Monterrey (2018) y Acapulco (2019), se puede decir que la tercera oportunidad de triunfar en México fue la vencida. ¿Qué se siente ser campeona en tu país?

"Después de las dos finales en Monterrey y Acapulco, se siente increíble ser campeona este año en Acapulco, pues estuve muy feliz y contenta con todo lo que ocurrió esa semana. Conforme transcurrían los días, le decía a Desirae que podíamos ganar y así lo hicimos. Es un sentimiento de felicidad porque fue Acapulco será por siempre mi primer título ganado en México, entonces para mí será muy especial. Quería ganar en México porque el AMT es mi torneo favorito y también quería ganarlo con mi mejor amiga".

Desirae Krawcyzk te ha acompañado no sólo en estas finales y títulos, sino también en el circuito ITF, donde ganaron 10 títulos. ¿Cuánto ha aportado Desirae en tu desarrollo como tenista?

"Creo que Desirae me ha ayudado mucho y yo a ella, y creo que el hecho de que nos llevamos muy bien afuera de la cancha también ayuda a nuestra táctica de juego. Ya tenemos tres años jugando juntas y ya sabemos cómo nos movemos en cancha, cómo nos comportamos ante situaciones de nervio y tensión, qué jugada vamos a hacer o qué jugadas sirven para nuestro desempeño… Creo que eso nos ha ayudado mucho y como tenemos mucha experiencia juntas, tenemos mucha confianza en la otra y sabemos que somos un buen equipo. Cuando nos toca enfrentar momentos difíciles, tenemos confianza en la otra y nos transmitimos esa vibra. Sabemos que lo podamos lograr y jugando con ella siempre me la paso bien".

Días antes de Acapulco, fuiste pieza clave en la actuación de México en Chile y ahora, tú y tus compañeras están a una victoria de hacer historia. ¿Qué es lo que hace especial o diferente a esta generación de tenistas mexicanas?

"Cuando ganamos en Chile en Copa Federación, creo que fueron unos días muy especial porque era un equipo más chiquito este año e hicimos un logro muy grande e importante para el tenis de México. Han pasado 29 años sin que México sea parte del Grupo Mundial y creo que hicimos un trabajo increíble, y ahora siento que las jugadoras mexicanas nos sentimos más como en equipo. Siento que ahorita todos estamos poniendo a nuestro país primero y a nuestras compañeras primero, y creo que cuando haces eso, te ayuda y motiva a jugar mejor. Cuando representas a tu país es un honor muy grande y eso te hace mejor porque quieres realmente dar lo mejor de ti. Yo estudié en la universidad americana y jugué por equipos, así que estoy acostumbrada a jugar por equipos y me encanta cuando juego Copa Federación. Cuando me pongo el uniforme, sé que no juego por mí, juego por mi equipo, y si gano, gano para todos".

¿Qué les recomendarías a las niñas mexicanas, para poder triunfar y quitarse el estigma de que las tenistas mexicanas no pueden?

"Mi consejo a las chicas que juegan tenis en México es que se enfoquen en hacer lo que más les guste y sientan que es importante, y no tanto en lo que otras personas digan. Es muy importante el trabajo duro para llegar a las metas y cumplir los logros que quieran. Siempre habrá voces que les dirán que no se puede, que no lo hagan, pero esas mismas personas sentirán celos y se enojarán cuando las vean ganar. Tienes que estar enfocada en ti misma, hacer todo lo posible para enfocarte en tus planes, trabajar mucho y tener un poquito de fe. Con esos elementos y una buena actitud, todo es posible".

Acapulco era una meta y ya la cumpliste. ¿Cuál es el siguiente objetivo?

"Mi meta inmediata es meterme al Top 50 de dobles, jugar todos los Grand Slam y a partir de ahí, seguir subiendo posiciones. Ahora mismo la situación de la pandemia nos obliga a todos a replantear los planes, pero estoy segura que cuando regresemos a las canchas, todos daremos lo mejor para continuar el juego y retomar nuestros respectivos planes.

"Más allá de las metas de ranking o títulos, quiero siempre disfrutar el tenis y creo que, teniendo eso en mente, las cosas siempre irán bien. Me ha ido muy bien en dobles, así que seguiré bajo la misma fórmula para lograr todos los objetivos. Aún no sabemos cuándo jugaremos, pero tenemos un gran compromiso con la Copa Federación y nos toca jugar contra Gran Bretaña, entonces me encantaría ganar la serie y darle el pase a México al Grupo Mundial para que estemos después junto a los grandes países del tenis".

El tenis actualmente atraviesa una crisis debido al coronavirus y la suspensión de los torneos a nivel mundial, lo cual ha afectado a muchos tenistas. ¿Qué hace un jugador cuando no hay tenis?

Desde que empezó la pandemia hemos recibido muchísimos correos donde nos informan sobre el día a día en cuanto a los diferentes escenarios a los que nos podríamos enfrentar. Los primeros meses me enfoqué mucho en hacer ejercicio físico ya que era lo único que podía hacer debido a la falta de clubes abiertos para entrenar y practicar tenis en Los Ángeles. Fuera de la cancha, lo que he hecho es ver televisión, leer muchos libros, correr en el área de mi casa, caminar por las montañas… Han sido meses muy difíciles, pero espero que pronto todos salgamos adelante, superemos la situación y regresemos, de alguna forma, a la vida cotidiana.

Síguenos en Twitter
Síguenos en Facebook

© Copyright TennisLife México 2014

Diseño y Desarrollo por Sinfoni