Logo-TennisLife

Novak Djokovic reveló el martes que él y su esposa dieron positivo por COVID-19 tras haber jugado en una serie de exhibiciones que el número uno del tenis mundial organizó en Serbia y Croacia sin seguir las medidas de distanciamiento social en medio de la pandemia de coronavirus.

Avivando dudas sobre si el circuito de tenis pueda reactivarse, con el Abierto de Estados Unidos previsto para agosto, Djokovic — tercero en la lista histórica de títulos de Grand Slam con 17 — es el cuarto jugador que arrojó positivo por el padecimiento tras competir en partidos disputados en Belgrado y Zadar, Croacia.

Los otros contagiados son Grigor Dimitrov, Borna Coric y Viktor Troicki.

“Creíamos que el torneo había cumplido con todos los protocolos sanitarios y nuestra región parecía estar en buen estado para finalmente unir a la gente por motivos filantrópicos”, dijo Djokovic en sus redes sociales el martes. “Nos equivocamos, fue demasiado prematuro”.

El resto de su Adria Tour, que iba a continuar en Bosnia, fue cancelado.

“Desafortunadamente, el virus todavía sigue presente, y es una realidad que todavía estamos aprendiendo a lidiar y vivir con ella. Confío que la situación mejore con el paso del tiempo para reanudar nuestras vidas como eran”, afirmó el astro serbio en un comunicado. “Lamento profundamente cada caso individual de contagio. Espero que no complique la situación de salud de nadie y que todos estén bien”.

Djokovic ha estado en el candelero frecuentemente por la pandemia, que provocó la suspensión de las giras de la ATP y WTA en marzo. Recién la semana pasada, ambos circuitos profesionales anunciaron planes para volver en agosto.

En abril, el jugador que ha ganado cinco de los últimos siete torneos de Grand Slam y con marca de 18-0 este año, fue criticado por decir que estaba en contra de vacunarse contra el virus para poder competir, incluso aunque fuese obligatoria para viajar.

En mayo, mientras estaba en España, Djokovic quebrantó la cuarentena establecida en el país ibérico y se fue a entrenar en un club de tenis una semana antes que fuera permitido.

Más recientemente, Djokovic se quejó de los protocolos que prevé la Asociación Estadounidense de Tenis para montar el US Open, como minimizar los acompañantes de los jugadores, llegando a afirmar que optaría por no ir a Nueva York.

El US Open debe comenzar el 31 de agosto, sin presencia de pública. El Abierto de Francia — pospuesto en mayo — debe iniciar el 27 de septiembre.

Djokovic acabó defendiendo la ausencia de medidas de prevención para su Adria Tour, una gira de exhibiciones que tenían como intención recaudar dinero para la gente afectada por la pandemia. Las gradas estaban abarrotadas de público y los jugadores interactuaban de manera casual con los fanáticos y departían entre ellos fuera de la pista. Se difundieron videos de Djokovic y demás colegas abrazándose y de fiesta en clubes nocturnos y restaurantes.

Después que el búlgaro Dimitrov diera positivo durante el final de semana, la final del evento en Croacia — en la que Djokovic iba a jugar — fue cancelada.

Croacia registra 2,336 casos del nuevo coronavirus, con 107 decesos. Serbia acumula 13,000 casos y 263 decesos.

“Todo nació desde una idea filantrópica, para repartir los fondos recaudados a gente que de verdad lo necesitaba y mi corazón se conmovió por la gran respuesta”, dijo Djokovic. “Organizamos el torneo en un momento cuando el virus se ha debilitado, creyendo que las condiciones propuestas para llevarlo a cabo eran las correctas.

Tanto Serbia como Croacia habían levantado las cuarentenas y otras restricciones. Serbia tuvo elecciones el domingo y Croacia tendrá comicios el 5 de julio.

Partidos opositores en Croacia han cuestionado si se debe seguir adelante con las elecciones, advirtiendo que el primer ministro Andrej Plenkovic y su gobierno deben aislarse tras un breve encuentro con Djokovic en Zadar durante el torneo.

Tras la cancelación de la final, Djokovic se marchó de Croacia y se sometió a una prueba de detección del virus en Belgrado. Su declaración indicó que no muestra síntomas de COVID-19.

Djokovic, quien no muestra síntomas de COVID-19, dijo que permanecerá en cuarentena durante 14 días.

“Todo lo que hicimos durante este último mes, lo hicimos desde lo más profundo de nuestro corazón, con las intenciones más sinceras que teníamos”, dijo Djokovic. “Nuestro torneo buscaba unir y compartir un mensaje de solidaridad y compasión en toda la región”.

Síguenos en Twitter
Síguenos en Facebook

© Copyright TennisLife México 2014

Diseño y Desarrollo por Sinfoni