Caroline Wozniacki dijo a finales del año pasado que se retiraría del tenis al concluir su participación en el Abierto de Australia con el objetivo de pasar más tiempo con su familia después de que se le diagnosticó artritis reumatoide en 2018.

Una vez eliminada en Melbourne, la danesa se sentó en su banca y se limpió las lágrimas antes de presentarse en la entrevista con la televisión.

"Creo que era natural que mi último partido terminara con un error de derecha", dijo la exnúmero uno del mundo, sonriendo entre las lágrimas.

Aquel Abierto de Australia de 2018 constituyó el único título de Wozniacki en el Grand Slam. Acumuló 30 cetros dentro de la WTA y llegó a ser primera del escalafón en octubre de 2010.

Jabeur accedió por primera vez a la cuarta ronda de un torneo de Grand Slam. Su rival será la china Wang Qhang, quien dio la campanada más tarde al eliminar a la estadounidense Serena Williams, ganadora de 23 majors y una de las mejores amigas de Wozniacki.

Síguenos en Twitter
Síguenos en Facebook