Kei Nishikori tiene confianza y espera poder jugar en Wimbledon pese a la lesión que lo obligó a abandonar el partido de semifinales ante el italiano Andreas Seppi en Halle.

El japonés e 25 años se vio obligado a retirarse apenas a los 14 minutos de juego, sin embargo, confesó que la lesión la sufrió en su partido de cuartos. Y aunque ganó el partido en tres sets, la lesión se extendió al día siguiente.

"Tuve un poco de dolor en la mañana e intenté darlo todo en el partido, pero realmente no me podía mover”, dijo el nipón.

No obstante, el cinco del mundo indicó que el retiro fue una precaución. “No quiero arriesgarme antes de Wimbledon. Estoy seguro que estaré bien”.

Seppi, beneficiado por los retiros de sus oponentes en cuartos y semifinales, cayó en la final ante Roger Federer, quien levantó su octavo trofeo en la ciudad alemana.

Síguenos en Twitter
Síguenos en Facebook