Logo-TennisLife

La exnúmero uno del mundo, la legendaria Serena Williams, que vivió la pasada noche otra eliminación frustrante en el US Open al perder en la semifinal por 1-6, 6-3 y 6-3 ante la bielorrusa Victoria Azarenka, dijo que el triunfo de su rival había sido "totalmente merecido".

"No hay excusas con el problema de mi talón del pie izquierdo en el tercer set, Azarenka jugó un gran tenis y mereció ganar", declaró Williams, de 38 años, al concluir el partido disputado en la pista central Arthur Ashe y que duró una hora y 55 minutos. "Empecé muy fuerte, luego ella siguió luchando", añadió.

"Corrí por un pelota. De ese primer paso que di, en un punto largo, sentí el músculo sobrecargado, bastante intenso, pero eso fue todo porque con el tratamiento médico me volví a sentir bien y en última instancia, no afectó mi juego en absoluto", dijo sobre unos posibles problemas físicos.

Williams destacó que "Azarenka simplemente cambió y comenzó a jugar cada vez mejor" , y ella tal vez se equivocó al bajar la intensidad de su tenis.

La derrota dejaba a Williams sin la posibilidad de seguir en la lucha por conseguir el séptimo titulo en el Abierto y el vigésimo cuarto de Grand Slam con el que hubiese empatado con la legendaria Margaret Court, en el primer puesto de la lista de todos los tiempos.

Tampoco le permitirá una revancha en la final contra la japonesa Naomi Osaka, cuarta cabeza de serie, que si logró el pase por segunda vez al partido por el título, y en tres años, tras vencer a la estadounidense Jennifer Brady por 7-6 (1), 3-6 y 6-3.

Azarenka arruinó es posibilidad de ver juntas de nuevo en la pista central Arthur Ashe a las protagonistas de la polémica final del Abierto de 2018 entre Osaka y Williams, durante la cual Serena perdió el control ante el juez de silla portugués Carlos Ramos.

Además, la aplastante derrota mantuvo a Williams estancada en los torneos de Grand Slam en los que no ganado desde que se quedó con el título del Abierto de Australia del 2017.

"Obviamente es decepcionante", admitió Williams con expresión de abatimiento. "Al mismo tiempo, hice lo que pude en el partido. Siento que otras veces he estado cerca y podría haberlo hecho mejor. Sentí que di mucho, pero ella (Azarenka) comenzó a llegar a pelotas que normalmente no recuperaba".

Esta era la mejor oportunidad de Williams de conseguir otro Grand Slam, ya que seis de los 10 mejores jugadoras del mundo habían decidido no jugar en Nueva York debido a la pandemia del coronavirus.

Williams, que cumplirá 39 años a finales de este mes, indicó que probablemente competirá en Roland Garros en dos semanas.

Al menos hará el viaje a París, olvidada por completo de la nueva eliminación que sufrió en Flushing Meadows, donde dijo que espera volver, y con la esperanza que los aficionados neoyorquinos también puedan estar de nuevo en las gradas del Arthur Ashe Stadium.

Síguenos en Twitter
Síguenos en Facebook

© Copyright TennisLife México 2014

Diseño y Desarrollo por Sinfoni