Logo-TennisLife

Generalmente cuando una persona quiere comenzar a tomar clases de tenis lo primero que piensa es en el profesor y luego sigue por preguntarle a su amigo, hermano, primo, compañero de trabajo, etc. Pero no es tan fácil como parece porque cada uno debe conectar y complementarse con su maestro para exprimir al máximo de su potencial. Esto se puede tomar para entrenamientos amateurs, clases particulares y hasta en el alto rendimiento y jugadores profesionales. ¿Si hasta los mejores del mundo cambian de entrenadores, porque no hacerlo nosotros?

Un profesor certificado por la Federación de Tenis de su país y por la ITF es garantía de buenos resultados. La experiencia en torneos internacionales es la clave a la hora de preparar un jugador de alto rendimiento.

Uno de los aspectos más importantes que, según la ITF debe tener un entrenador de tenis es la afinidad con el jugador, que este tenga plena confianza y respeto, que tanto alumno como profesor tengan la denominada “química”. Solo así se construirá un verdadero trabajo en equipo.

Esta relación es fundamental debido a que en las temporadas de juego profesional, se pasa mucho tiempo juntos, las horas que tienen que dedicar al entrenamiento deben ser agradables para los dos y a la hora de la competencia deben ser ambos los que concentren sus energías para un solo lado, afirma la ITF en su módulo de instrucción “como elegir un entrenador de Tenis Junior”.

Además de lo anterior, otras características que al momento de elegir un profesor pueden indicarle que es uno de los adecuados para su hijo son: experiencia en la cancha, trayectoria profesional y demostrar competencias en aspectos claves del deporte como el técnico, táctico, psicológico y físico.

Debes intentar que tenga un punto de vista sobre el juego similar al tuyo. Es decir, “si mides 1,90, pesas 90 kg y tu juego es de saque y volea, y tu entrenador quiere hacerte jugar desde el fondo de la pista como si midieras 1,60 y pesaras 60 kg, no podrán hacer los mismo entrenamientos enfocados correctamente. Si es así, cambia de entrenador”.

Es muy importante y se resalta la importancia de la experiencia del entrenador para un buen desarrollo del alumno. “La experiencia no solo en el campo deportivo sino en el manejo psicológico, en el control de las emociones y en el control corporal son aspectos claves que en el momento de una competencia pueden desequilibrar al contrario” afirma.

De otro lado, si usted desea inculcar a su hijo o hija el hábito de realizar un deporte desde muy temprana edad, debe tener en cuenta que a esa edad son varios los alumnos que tiene a cargo un profesor. Es decir que solamente se llega a tener un maestro exclusivo cuando se llega al ámbito profesional después de muchos años.

Por lo anterior la imagen del entrenador para estas edades conlleva más que el simple hecho de jugar tenis. Es aquí donde la ética, el profesionalismo, la cultura, el respeto y el ejemplo hacen presencia. Estos aspectos serán claves para la formación del niño o la niña no solo como deportista sino también como personas. Que es el lema primero de un buen entrenador: “Primero formamos personas, luego formamos tenistas”.

Igualmente, en esta etapa, la relación del entrenador con la familia del jugador debe ser buena, puesto que es por medio de los padres que el entrenador se entera de los intereses y objetivos del alumno. Pero en la labor del profesor es aconsejable que no se entrometan los padres. Ese es un campo en el cual el entrenador debe tener toda la libertad de ejercer su labor.

En síntesis y para terminar, en el momento en que decida tomar unas clases de tenis, ya sea para usted como distracción o para sus hijos como futuro profesional, debe ser cauteloso al elegir al entrenador. Un entrenador con trayectoria tanto en el circuito nacional como profesional y con muchos conocimientos, tanto en lo deportivo como en lo psicológico, le garantizara a usted practicar y sacar lo mejor de su juego de la forma más adecuada y para su hijo unas buenas bases para su futuro.

Síguenos en Twitter
Síguenos en Facebook

© Copyright TennisLife México 2014

Diseño y Desarrollo por Sinfoni