Logo-TennisLife

¿El tenis o la escuela?

Todos aquellos que hemos practicado el tenis de alto rendimiento nos enfrentamos alguna vez en nuestra vida a esta pregunta: ¿La escuela o el tenis? A veces, y en el mejor de los casos, nos la planteamos solos en ratos de meditación, pero en una situación menos agradable nos la presentan nuestros maestros cuando no llegamos a un examen por estar en un torneo o porque rebasamos el límite de faltas.

A lo largo de mi vida como tenista y estudiante he escuchado muchas veces dicha pregunta. En algunas ocasiones, el peso de esta interrogante da lugar a que las personas tomen decisiones equivocadas que puedan arriesgar su futuro como deportistas, estudiantes y hasta como profesionistas. Responder a esta cuestión en un país donde los sistemas educativos pocas veces se adaptan a los requerimientos del deporte competitivo se vuelve muy complicado y resulta difícil optar por los dos caminos de manera paralela. Además de que muchas veces la decisión carga con la influencia de los padres.

alt

He conocido a muchos papás que restan crédito a los logros deportivos de sus hijos y les advierten repetidamente que lo más importante es la escuela, mientras que por otra parte sé de otros progenitores que sacan del colegio a los niños desde temprana edad para que sólo se concentren en jugar aunque ellos no estén del todo convencidos.

Otro factor que también influye muchas veces en la decisión es la posición del entrenador, la cual casi siempre está marcada por experiencias personales: si fue un mal estudiante que dejó la escuela por falta de disciplina y se dedicó a jugar para utilizar en algo su tiempo seguramente le recomendará que deje los estudios, si fue un tenista que dejó el colegio para concentrarse en el deporte y no obtuvo los resultados esperados es posible que recomiende lo contrario.

Cuando se presenta el momento de decidir esto lo más importante es ser realistas para tomar en cuenta la situación del jugador en cuestión y no de acuerdo a las experiencias o percepciones de otras personas. Al respecto, Edgar Giffening, un entrenador experto en el tema debido a que durante su carrera ha trabajado con todo tipo de jugadores, en alguna ocasión mencionó en una plática para padres, que llegar a vivir del tenis profesional es algo tan difícil, que incluso hay más posibilidades de hacerse millonario en Las Vegas que convertirse en número uno del mundo.

Por esta razón, Giffenig siempre decía que los jóvenes no debían dejar la escuela a menos que tuvieran suficientes resultados que lo ameritaran, y que aún así debían seguir llevando un programa abierto o más flexible, pues argumentaba que siempre era importante tener otras opciones de realización personal alternativas al tenis.

TENIS UNIVERSITARIO Y ESCUELAS ON LINE: OPCIONES INTEGRALES

A pesar de lo complicado que resulta ser estudiante y tenista a la vez, es importante conocer algunas opciones que de alguna forma lo permiten, aunque éstas requieren de mucho compromiso y entrega. En primer lugar tenemos el tenis universitario, con sus diferentes niveles y modalidades, tenemos desde las universidades más competitivas de Estados Unidos hasta algunas instituciones privadas de nuestro país que no exigen un nivel tenístico muy alto para otorgar una beca deportiva.

Esta opción ha sido elegida por muchos tenistas, e incluso por algunos que hoy en día compiten en el circuito profesional pero que en su momento decidieron seguir estudiando, ejemplares de este tipo son Melanie Oudin, James Blake, John Isner, entre otros. Otra posibilidad en la mira y que ha logrado tener un mayor desarrollo gracias al avance de la tecnología es la que ofrecen las instituciones con cursos on line.

Así el tenis colegial como las universidades a distancia son opciones que abren oportunidades a estudiantes-atletas. A manera de conclusión quisiera comentar que el tenis y la formación académica no tienen por qué estar peleados, sino que son dos aspectos importantes para el desarrollo integral de una persona y que incluso pueden complementarse; a la fecha, muchos estudiantes han logrado financiar sus carreras gracias a las becas deportivas, mientras que un gran número de tenistas aprovecharon los conocimientos obtenidos en la escuela para llevar una vida más equilibrada y holística.

Síguenos en Twitter
Síguenos en Facebook

© Copyright TennisLife México 2014

Diseño y Desarrollo por Sinfoni